Ansiedad de separación: MAMITIS / PAPITIS

Vuelta al cole después de unos días disfrutando a tope de mamá y papá, y de repente lloros incontrolados y “noes” a la puerta del cole... La terrible mamitis / papitis postvacacional!

 

 

 

No debemos preocuparnos, es normal que esto ocurra principalmente con los más pequeños después de largos periodos disfrutando de mamá y papá. Daos cuenta que para ellos, cualquier tiempo que pasemos juntos es poco.  El fin de semana,  unas cortas vacaciones o largos periodos vacacionales son para ellos el paraíso afectivo en el que nos deshacemos en besos, abrazos, risas, juegos,… toda la felicidad inimaginable que hace que esos lazos naturalmente estrechos que mantienen con papi y mami se estrechen aún más si cabe… y claro, el temor a que papá y mamá le dejen para siempre se hace presente con la vuelta al cole provocando la mamitis y papitis post vacacional. A esto se le agrava el hecho de que hay que volver a una rutina ya adquirida que se “perdió”  durante las vacaciones.

Separación no implica desaparición. Igual que en el juego CUCU…TÁS!, el pequeño debe sentir la seguridad de que papá y mamá van a volver aunque tenga que estar sin ellos durante un momento. Por eso es importante que en la separación se les hable con tranquilidad y paciencia para dejar al pequeño más tranquilo.

No debemos mentirle marchándonos cuando no nos vea. Si lo hacemos, puede sentirse traicionado y consecuentemente la angustia se apoderará de él: Si el niño ve que podemos desaparecer de un momento a otro sin que él se dé cuenta intentará hacer todo lo posible para que no nos vayamos, y eso afectará a su sentimiento de seguridad e independencia de manera negativa.

Es importante hacerle saber que vamos a volver: “volveré después de comer”, "volveré en un ratito", “ahora vas a jugar con los amiguitos y después de jugar volveré a recogerte”, e intentar trasmitirle esa confianza de que va a pasar un rato agradable y divertido en el cole y luego volveremos a recogerle para que nos cuente lo bien que se lo ha pasado. Una pequeña charla e intercambio de sonrisas con la profe, ayuda a que el niño sepa que se queda con una persona en la que mamá y papá confían plenamente, y por tanto, no hay nada que temer.

Enfadarnos con él no le va a ayudar ni a él ni a nosotros. Decirle que ya es mayor y no puede llorar o frases de este tipo no le va a calmar. Al contrario. Va a iniciarse una espiral peligrosa para ambos en la que lo único que conseguiremos es que la vuelta al cole se convierta en una pesadilla diaria para los dos. Es importante dejarle que exprese sus sentimientos y no mostrarle nuestra ansiedad  al verle llorando mientras grita "Mamá! Mamá!", porque si percibe que estamos empezando a quedar tensos, su ansiedad aumentará aún más.

Y por supuesto, decirle todos los días al oído con el corazón “MAMÁ / PAPÁ TE AMA MUCHISIMO!”.  

La mamitis / papitis se trabajan con paciencia y amor ;)

El equipo de CUCU... TÁS!

 

mamitis-papitis-postvacaciones-semana-santa-2018


 

VOLVER
CUCU TÁS!
C/ Salvia 1, Portal 1, bajo C
28232 Las Rozas (Madrid)

911 729 485 / 615 652 062
info@cucutasbabysitters.com
Horario de atención telefónica: de L-V de 09h00 a 14h00 y de 16h00 a 19h00.
Síguenos en: